viernes, 24 mayo 2024

Noticias de Castellón y provincia

El minifundio sitúa a la Comunitat Valenciana a la cola en la ayuda media de la PAC

AVA-ASAJA exige reducir la burocracia para los pequeños agricultores, acabar con la competencia desleal de países terceros e impulsar explotaciones más grandes y unidas

La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA) revela, a partir de datos oficiales del Ministerio de Agricultura, que el minifundio sitúa a la valenciana como la comunidad autónoma de España que tiene el menor importe medio de ayudas directas, incluidas en el régimen de pago básico, de la Política Agrícola Común (PAC).

Los 46.195 beneficiarios de la Comunitat Valenciana percibieron en 2022 una ayuda media de 1.301 euros, casi cuatro veces menos que la media nacional (4.405 euros) y hasta seis veces menos que la media de otras regiones como Castilla y León (8.008 euros).

El presidente de AVA-ASAJA, Cristóbal Aguado, advierte de que “las ayudas PAC son prácticamente testimoniales para la agricultura valenciana y, a causa de nuestro minifundio, no suplen de ninguna manera el complemento de renta que representa en otras regiones. Además, las ayudas dejan fuera a más de la mitad de los productores y más de la mitad de la superficie agraria autonómica, en sectores tan importantes como las hortalizas, los frutales y la viña”.

Al respecto, AVA-ASAJA exige reducir la burocracia para los pequeños agricultores, acabar con la competencia desleal de países terceros e impulsar un plan de viabilidad que permita acometer explotaciones más grandes y unidas.

En cuanto al tema de la burocracia, Aguado asegura que “sólo un estatuto especial de pequeños agricultores podría ralentizar la crisis que se avecina. Con las cargas burocráticas que hay impuestas y la edad avanzada de la población agraria en la Comunitat Valenciana (64,5 años de media), muchos agricultores preferirán arrojar la toalla de una vez y acelerarán el abandono de tierras, con el consiguiente deterioro ambiental y el riesgo de incendios”.

La organización agraria valora de manera positiva la medida que acaban de aprobar las instituciones europeas para eximir de controles y sanciones relacionadas con los requisitos medioambientales a las fincas menores de diez hectáreas, pero reitera al ministro de agricultura, Luis Planas, que apruebe, tal como planteó en sus primeras propuestas de febrero a las organizaciones agrarias, el régimen simplificado de la PAC para que los agricultores que reciben menos de 5.000 euros de ayudas directas al año queden exentos de todos los controles, tanto en condicionalidad, monitorización y fotografías georreferenciadas, como en el cuaderno de explotación digital y otras cargas burocráticas.

El dirigente agrario también alerta de que “la PAC ha ido desmantelando medidas de mercado mientras Bruselas ha firmado acuerdos comerciales con países terceros que ponen a la agricultura mediterránea en una situación de no retorno. Si no se acaba con la falta de reciprocidad y la competencia desleal, las importaciones seguirán ganando cuota de mercado, pondrán en peligro la autosuficiencia alimentaria europea y aumentarán la contaminación global”.

Asimismo, con el objeto de dejar atrás la estructura minifundista y la excesiva parcelación de las explotaciones valencianas, la asociación presidida por Cristóbal Aguado pide “un plan de viabilidad para lograr explotaciones más grandes y más unidas que traerían una gestión más profesionalizada y un proyecto de futuro más sostenible económicamente. Cualquier iniciativa que comporte sumar parcelas, pero no conectadas entre sí, seguirá siendo un hándicap para la viabilidad agraria”.

Últimas noticias

Contenido relacionado