viernes, 21 junio 2024

Noticias de Castellón y provincia

El Clot de la Mare de Déu de Burriana renueva su distinción de calidad de Sendero Azul

El Paraje Natural Municipal de l’Estany de la Vila o Clot de la Mare de Déu es una de las sendas más bonitas y transitadas de la provincia

El Paraje Natural Municipal de l’Estany de la Vila o Clot de la Mare de Déu de Burriana ha logrado renovar la distinción de calidad de Sendero Azul, el galardón que la Asociación de Educación Ambiental y del Consumidor (Adeac) otorga a recorridos y elementos paisajísticos que contribuyen al uso sostenible del litoral, según ha anunciado la alcaldesa de Borriana, Maria Josep Safont.

Este galardón, estrenado en 2013 y ligado a la proximidad de las playas, reconoce la recuperación y puesta en valor de senderos e itinerarios de todo el territorio nacional, transformados en valiosos recursos para la interpretación ambiental y el disfrute de la naturaleza.

En ese sentido, promueve el desarrollo sostenible de las zonas litorales, la preservación de las condiciones ambientales, la seguridad y facilidad de uso para los visitantes, y valora la gestión integrada y coherente de los valores naturales, históricos, culturales y etnográficos; con el fin de crear una red de senderos litorales educativos.

Se trata de un reconocimiento a la gestión medioambiental realizada por el Ayuntamiento en el paraje y al continuo esfuerzo en reforzar el trabajo para concienciar a los ciudadanos y usuarios para que eviten cualquier acción que perjudique o pueda alterar el paraje.

Una senda de las más bonitas y transitadas

El Paraje Natural Municipal de l’Estany de la Vila o Clot de la Mare de Déu es una de las sendas más bonitas y transitadas de la provincia. El Clot se origina por fuentes existentes en el último tramo del riu Sec o Anna, que pasa por la ciudad, y es un ejemplo representativo del bosque de ribera, en el que el olmo ha sido el árbol predominante.

A este, le acompañan álamos, chopos, almeces y sauces, en los márgenes más exteriores del cauce, y carrizos y juncos en contacto con el agua, que junto con una abundante vegetación arbustiva, herbácea y acuática conforman un complejo y rico ecosistema en frágil equilibrio. En la gola, zona de la desembocadura del río, la vegetación se hace más halófila (salina), apareciendo el taray.

En cuanto a la fauna destaca la presencia de aves acuáticas como el zampullín chico, el avetorillo común, el correlimos y la garcilla bueyera entre otros, mientras que del grupo de los reptiles se puede observar la culebra de agua, la culebra bastarda y el galápago europeo. Todo esto ha originado que este magnífico enclave se encuentre incluido en el catálogo de Zonas Húmedas de la Comunidad Valenciana y fue declarado Paraje Natural Municipal por el Consell en febrero de 2002.

Con una superficie de 17,84 hectáreas y ubicado en el litoral próximo a las playas de Burriana, constituye uno de los espacios más representativos de la ciudad, al que acuden sus ciudadanos para estar en contacto con la naturaleza y para la práctica deportiva, y un lugar de visita obligado para turistas y público que cada verano llegan a Burriana. De entre los monumentos que se encuentran en el Clot de la Mare de Déu, destacan la Torre del Mar y la ermita de la Mare de Déu.

104 distinciones

Adeac ha otorgado este año 2023 un total de 104 distinciones en la categoría de senderos azules. Así, la Red de Senderos Azules en 2023 asciende a 601 kilómetros y están ya presentes en 83 Municipios en 20 Provincias de 10 Comunidades Autónomas.

Los criterios de concesión se centran en aspectos como el trazado y la tipología de los senderos, las infraestructuras y la señalética, aspectos vinculados a la caracterización ambiental de los senderos y a su puesta en valor a través de la realización de actividades de educación ambiental. También tratan aspectos relativos al uso público y el disfrute, la accesibilidad, la información al usuario sobre el patrimonio natural y cultural y la participación ciudadana.

Últimas noticias

Contenido relacionado